CON NO MÁS DE 80 FELIGRESES INICIARÁ LA CATEDRAL SUS ACTIVIDADES ECLESIÁSTICAS

 

·  La reapertura de los templos e iglesias católicas serán de manera gradual, responsables, prudentes y con fe

·   No hay sacerdotes enfermos de Covid-19 en la Diócesis de Colima, ni ha fallecido ninguno

 

El rector de la Catedral Basílica Menor, presbítero Osiris Juan Pablo Aguilar Castañeda, dio a conocer que, ante el anuncio dado a conocer por el Obispo de Colima, Marcelino Hernández Rodríguez, respecto a la reapertura de los templos en Colima, se prevé que el fin de semana se puedan oficiar las primeras misas.

 

Externó que derivado de que se tendrá que realizar una limpieza general de los templos, así como establecer las acciones de mitigación de contagios de Covid-19, como es la adquisición de gel desinfectante, termómetros y todo lo necesario para poder poner en práctica las medidas sanitarias prevista por las autoridades.

 

Recordando que las actividades se estarán reactivando de manera gradual, la cual deberá ser con fe, prudencia y responsabilidad.

 

En cuanto a lo referente a la Catedral, informó que se tiene una capacidad de 300 feligreses, pero se está revisando la distancia entre bancas, de las propias personas que acudan a ella, por lo que prevé que en esta reapertura se tendrá acceso un máximo de 80 personas, cantidad que da un amplio margen para mantener la sana distancia.

 

Esto, comentó, es un trabajo en equipo, por parte de todos, recordando que el semáforo epidemiológico en la entidad se mantiene en rojo, por lo que el regreso a los templos debe ser con prudencia.

 

Resaltó que la fe también es una actividad esencial, y a pesar de que se tiene ya seis meses con las iglesias cerradas, esto no quiere decir que se haya paralizado, las misas se siguieron oficiando con la nueva modalidad por los medios digitales, se siguen atendiendo las actividades asistenciales, sociales, las exequias de los difuntos, y atendiendo a los enfermos en los hospitales.

 

Reiteró que la actividad de la Iglesia Católica no paro, por lo que este regreso a las actividades eclesiásticas presenciales se tiene que hacer con responsabilidad, de manera gradual y con mucha fe.

 

ACTUALMENTE NINGÚN SACERDOTE PERTENECIENTE A LA DIÓCESIS DE COLIMA SE ENCUENTRA ENFERMO O HA FALLECIDO POR COVID-19

 

Respecto a si existen o no casos de sacerdotes enfermos o que hayan fallecido por Covid-19, el presbítero, negó que por el momento se tenga algún caso, refiriendo que actualmente todos los sacerdotes se encuentran activos en sus parroquias y comunidades.