EN ESTA PANDEMIA NO ES ELEGIR ENTRE SALUD Y ECONOMÍA, ES APRENDER A CONVIVIR CON ELLA: SSA

·         La solución y la forma de aprendizaje dependerá de la ciudadanía de mantener su propio cuidado a la salud

·         Es necesario no bajar la guardia en mantener las medidas sanitarias para evitar contagiarse

·         En todo el mundo la forma de presentarse la pandemia ha sido diferente, principalmente derivado de las propias características de cada lugar

 

 

Al reflexionar sobre la situación que en el ámbito estatal tiene la pandemia del Covid-19 en Colima, sus alcances y repercusiones, la secretaria de Salud, Leticia Guadalupe Delgado Carrillo enfatizó que ésta no es elegir entre la salud y economía, temas que son fundamentales y que se han visto afectados por esta contingencia sanitaria, sino de aprender a convivir con ella.

 

Reconoció que a lo largo de estos seis meses de la presencia del Covid-19 en el estado de Colima, se ha presentado una disyuntiva sobre la salud y la economía, habiendo una sensación percibida en la sociedad, que los efectos de la pandemia que afecta a México no acaban, que siguen creciendo los casos, las defunciones y se afecta más a la economía.

 

Expresando que es claro que en gran parte de la sociedad hay cansancio, agotamiento, desesperación, ansiedad por el deseo de que concluya esta contingencia y se vuelva la nueva realidad. Aunque hay voces más extremas que señalan que 'si no te mueres de Covid, te mueres de hambre'.

 

Es por ello, subrayó que no es necesario caer en este tipo de pensamientos, de no retar al peligro de contagiarse de esta enfermedad, pues existe una falsa separación entre el bien que representa a la sociedad la salud y la economía, como ámbitos totalmente contrapuestos.

 

Resaltó que esta situación deja enseñanza de que no se trata de elegir entre economía y salud, sino de que como lo ha propuesto el gobernador José Ignacio Peralta Sánchez, se aprenda a administrar la enfermedad, así como se hace con el dengue, o el cólera, que también son mortales, hay que aprender a vivir con el riesgo de la enfermedad de manera informada y colectiva, entre todas y todos, con solidaridad, sentido humano y respeto a los demás.

El principal responsable de la salud eres tu mismo -expresó- cuidándote con las medidas de protección para reducir contagios y cortar la transmisión del virus, estando en casa el mayor tiempo posible, lavarte las manos con frecuencia y con agua y jabón, usar correctamente el cubrebocas, sin sales por alguna actividad esencial.

 

No se debe esperar a que más gente se contagie y fallezca para entrar en pánico y desesperación y entonces sí cerrar negocios y hacer aún más aguda esta fase 3 de la contingencia.

 

Se debe aplicar las medidas con toda responsabilidad y urgencia, con ánimo y actitud para realizar de forma voluntaria las actividades dirigidas a conservar la salud y prevenir esta enfermedad.

 

Colima, Comala, Coquimatlán, Minatitlán y Villa de Álvarez, se encuentran en su fase activa

 

Leticia Delgado también dio a conocer que, en los últimos días, tal y como se ha visto en los números de cada municipio, el incremento de casos se ha dado principalmente en el periodo del del 20 de julio al 16 de agosto, en donde el 40.3 por ciento de los pacientes positivos al virus SARS-Cov-2 presentaron los primeros síntomas.

 

De este cúmulo de casos, ponderó la funcionaria estatal, en los municipios se han presentado con el siguiente porcentaje: Armería, el 34 por ciento; Colima, 53.2 por ciento; Comala, 53.3 por ciento; Coquimatlán, 49 por ciento; Cuauhtémoc, 46 por ciento; Ixtlahuacán, 42.3; Manzanillo, 28.3; Minatitlán, 43.8; Tecomán, 37.7 y Villa de Álvarez, reporta el 50.6 por ciento.

 

Con ello, dijo, se visualiza que Colima, Comala, Coquimatlán, Minatitlán y Villa de Álvarez, se encuentran en su fase activa.

 

Por ese resultado, expresó, se invita a quienes viven en esos municipios, a que extremen las medidas de cuidado para evitar un incremento acelerado de casos; pues no por tener pocos casos como Comala, Coquimatlán y Minatitlán, significa que el riesgo sea menor, sino que, por el contrario, en base al análisis epidemiológico, tienen como resultado que son municipios con la enfermedad activa.