PIDE PC MINATITLÁN NO CONSTRUIR VIVIENDAS EN LOS MÁRGENES DE LOS RÍOS

+Se tienen identificadas 4 casas habitación en áreas donde cruzan ríos, informó el Director de la Unidad Municipal de Protección Civil del Ayuntamiento de Minatitlán,  Víctor Manuel Núñez Mancilla; aseguró que se realiza un monitoreo constante de los ríos y arroyos, además de realizar recorridos para apoyar a las familias que viven en esas zonas

 

 

 

En este temporal la Unidad Municipal de Protección Civil del Ayuntamiento de Minatitlán redobla sus esfuerzos con el firme propósito de salvaguardar la integridad de la población y evitar desastres, por lo que de manera contante monitorean los ríos y arroyos y realizan recorridos por las zonas más propensas a sufrir inundaciones y estancamientos.

 

Lo anterior lo informó el Director de la Unidad Municipal de Protección Civil del Ayuntamiento de Minatitlán,  Víctor Manuel Núñez Mancilla, quien precisó que se tienen identificadas 4 casas habitación en áreas donde cruzan corrientes, las cuales son construcciones que permitieron que se hicieran las administraciones pasadas.

 

“Hemos estado platicando con las personas que habitan ahí para que en la temporada de lluvias estén alertas, que no se confíen, y en caso de una emergencia nos llamen, ya que las corrientes pueden crecer muy rápido y tomarlos por sorpresa”, dijo.

 

En ese sentido, apuntó que están analizando esa situación para poder reubicar a esas personas  y evitar que se siga construyendo en ese tipo de zonas de alto riesgo.

 

“Lo que queremos es que ya no se construyan más viviendas cerca de los arroyos; donde hemos estado supervisando es en algunas comunidades del norte del municipio, como La Paloma, El Haya, San Antonio, donde se llevó a cabo un proyecto de carretera colindante con Jalisco, por parte del Gobierno del Estado, y ya no se tuvo ese problema, pero sí ha prevalecido en la parte sur, como en Agua Fría y Cerro Grande, El Nogal, El Convento”, indicó.

 

En ese contexto, detalló que como parte de los trabajos que llevan a cabo, están monitoreando el nivel de las precipitaciones pluviales, así como el cauce de los ríos y arroyos más cercanos, principalmente los que desembocan en el Río Marabasco, y el Río Suchiate, con el objetivo de prevenir desastres y estar preparados para evacuar en caso de que se registrara alguna creciente.

 

Además, señaló que comparten la información con las autoridades de  Protección Civil de Manzanillo, ya que se encuentra geográficamente cuesta abajo y pudieran tener mayores afectaciones.

 

“Monitoreamos tormentas y los ríos, y con la información que recabamos podemos prevenir afectaciones tanto en nuestro municipio y alertar a los de Manzanillo, ya que están río abajo y pudieran resultar seriamente perjudicados”, señaló.

 

Asimismo, apuntó que realizan recorridos por las zonas donde pudieran ocurrir deslaves, hundimientos, reblandecimiento de la tierra, así como en donde hay asentamientos en los márgenes de los ríos, para advertirle a la población sobre los riesgos de permanecer cerca de las corrientes en temporada de lluvias.

 

El funcionario comentó que hasta ahora la temporada de lluvias se ha desarrollado dentro de los parámetros, “no hemos tenido precipitaciones en grandes cantidades, la más alta hasta ahora fue de 58 milímetros por metro cuadrado”.

 

Recordó que en  otros años, “en algunos tramos de las carreteras tenemos ríos que nos han ocasionado avalanchas de lodo, así como el arrastre de muchas piedras, sin embargo hasta este momento, en el municipio no hemos tenido afectaciones, y  gracias a la pendiente que hay  tampoco hemos tenido inundaciones”.

 

Asimismo, invitó a todos los conductores a que en los tramos carreteros Villla de Álvarez – Minatitlán, Manzanillo - Minatitlán y demás carreteras, a que tomen las medidas de seguridad correspondientes, a fin de evitar algún accidente automovilístico.

 

“Antes de salir a carretera revisa las condiciones mecánicas de tu vehículo así como luces, niveles de agua, aceite, presión de aire, si cuenta con refacción y herramienta”.

En caso  de encontrar una tormenta en el trayecto, indicó que se deben encender las luces intermitentes y faros principales del vehículo para que otros conductores logren ver o de preferencia a orillarse a que pase la lluvia, además de respetar los límites de velocidad por si hubiera algún obstáculo.

 

Finalmente puso a disposición el número de emergencia 911 y el número el PC Municipal 33-6-00-90.