NECESARIO INTENSIFICAR TRABAJOS PARA REALIZACIÓN DE LA FERIA DEL PONCHE, PAN Y CAFÉ

*No se ha dado empuje al turismo durante el gobierno actual, señala Regidor comalteco.

 

Para esta Edición de la Feria del Ponche, Pan y Café, es importante el hacer una exposición más profesional en la organización, así lo dijo el Regidor priísta, Ramsés Eugenio Díaz Valencia, quien destacó que se requiere de un trabajo más intenso para resaltar las cuestiones turísticas del municipio de Comala.

 

“Se necesita que haya un proyecto bien establecido de lo que será el evento, de lo que se pretende en ingresos y asistencia, cómo van a estar acomodados los puestos, el programa de actividades, los montos, debemos de pensar en hacer un evento más profesional al organizar un evento de esa magnitud”, puntualizó.

 

Asimismo denunció que aún cuando forma parte de la Comisión de Turismo dentro del Cabildo Municipal, ni siquiera ha recibido una invitación para integrarse a participar en las actividades que se están realizando para los preparativos de la feria.

 

Refirió que a nivel estatal y federal existen apoyos que van destinados a festivales y se estiman en alrededor de los 630 mil pesos, de los cuales ya fueron beneficiados varios municipios, “pero ese es trabajo de gestión que debe hacer la Dirección de Turismo y el propio Presidente Municipal”.

 

Comentó que en el periodo que lleva el Gobierno de Donaldo Zúñiga, el Pueblo Blanco de América no ha recibido empuje alguno en materia turística de parte del municipio y eso se debe a la inexperiencia de algunos funcionarios.

“Vamos a llegar a los 5 meses de trabajo y se necesita apuntalar más la parte turística y empezar a hacer las cosas como deben hacerse, no se puede buscar quién quiere el puesto, solo por ser compañeros de partido, la feria no es un tema menor y falta mucho en organización, para que lejos de decir en cuanto nomás salimos, que la feria deje utilidad al municipio” destacó.

 

Asimismo resaltó la urgencia de la Policía Turística, resaltando que durante este periodo la mayoría de los visitantes son de origen estadounidense y canadiense.

 

“Se requiere de preparación para que logren dominar el idioma inglés, que sea por lo menos un elemento por turno. En el caso del personal de tránsito y vialidad también se requiere que sea capacitado para que puedan dar informes en inglés a quienes así lo requieran”, finalizó.