A LA DIPUTADA CLAUDIA YÁÑEZ LE PREOCUPA QUE EN MEDIO DE LA CONTINGENCIA  DE COVID-19, HAY DESABASTO DE AGUA

·         El 22 de marzo es Dia Mundial del Agua y las autoridades locales poco hacen por garantizar el suministro del vital líquido a la población. “No hay congruencia con la Declaratoria de Emergencia y en beneficio de la salud de los colimenses”, subraya la legisladora federal por Morena.

 

La diputada Claudia Yáñez Centeno manifestó su preocupación porque en medio de la contingencia sanitaria por el C0VID-19, siguen presentándose problemas de desabasto de agua en varios de los núcleos de alta densidad poblacional en Colima, particularmente en el municipio de Manzanillo, según se desprende de varias denuncias presentadas por habitantes de zonas como Valle de las Garzas, Las Brisas y Tapeixtles, a pesar del compromiso de las autoridades de la Comisión de Agua Potable, Drenaje y Alcantarillado  (CAPDAM) por reparar la fractura que se presentó la semana pasada en el acueducto Armería-Manzanillo.

“No se ha restablecido al cien por ciento el servicio de suministro de agua potable en zonas habitacionales que confluyen con el puerto, que es un lugar turístico y de movimiento de mercancías tanto extranjeras como nacionales, que podrían tipificarse como eventuales portadores de coronavirus, lo que es muy delicado por tratarse de colonias ubicadas zonas en donde se concentra la población tanto de nivel socioeconómico medio, como de menores ingresos y con baja dotación de servicios”, señaló la diputada federal por Morena.

 

Dijo que este domingo 22 de marzo es Día mundial del Agua y las autoridades locales responsables de la materia poco hacen por garantizar el suministro del vital líquido a la población; no hay congruencia con la Declaratoria de Emergencia y en beneficio de la salud de los colimenses, sobre todo en Manzanillo y Armería que son los dos municipios con problemas graves de agua.

 

Hace unos días, la legisladora pidió a la mesa directiva de la Cámara de Diputados hacer un exhorto a la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA) para que tome las medidas pertinentes a fin de que se garantice el suministro de agua potable a la población del estado de Colima, para enfrentar adecuadamente la Declaratoria de Emergencia emitida por el gobernador José Ignacio Peralta Sánchez tras el primer caso confirmado de Coronavirus y en previsión de un desastre sanitario. Ya se confirmó un segundo caso de contagio por COVID-19 en la entidad.

 

A esta problemática se suman, indicó, las altas tarifas que se cobran por el suministro de agua, el reciente cambio de medidores con lo que se cobran cantidades considerables a los usuarios, lo que afecta su ya de por sí deteriorada economía.  Por ello, remarcó que ante la inacción de CONAGUA, de los directivos de la  Asociación Nacional de Empresas de Agua y Saneamiento (ANEAS) y de los titulares de los organismos municipales de agua potable, enviará un oficio al Presidente de la República desde la Comisión de Recursos Hidráulicos, Agua Potable y Saneamiento de la Cámara de Diputados, en la que ella es integrante.

 

Reiteró, por último, que entre las medidas de protección básicas contra el coronavirus es imperativo lavarse frecuentemente las manos con agua y jabón, así como mantener una buena higiene, pero es  un tema sanitario que se dificulta ante las deficiencias en el suministro, ya que en varias zonas hay pozos y redes de distribución del vital líquido, que requieren de urgente reparación.