PUBLICAN LINEAMIENTOS PARA EL CONTROL, REGISTRO Y APLICACIÓN DE INCIDENCIAS DEL PERSONAL DE LA FISCALÍA GENERAL DEL ESTADO DE COLIMA

+ En el documento se señalan los deberes, las prohibiciones y sanciones para los servidores públicos de la institución

 

 

El pasado 23 de mayo el periódico oficial El Estado de Colima publicó los Lineamientos para el Control, Registro y Aplicación de Incidencias del Personal de la Fiscalía General del Estado de Colima.

 

El documento señala que los deberes son: asistir puntualmente a sus labores y cumplir íntegramente con la jornada de trabajo; desempeñar el trabajo con eficacia, cuidado, y esmero apropiados en la forma, tiempo y lugar convenido.

 

Además, el personal deberá guardar reserva en los asuntos de que se tenga conocimiento con motivo del trabajo desempeñado; observar en todos los actos de su vida pública, una conducta que no menoscabe o atente contra la naturaleza o finalidades de la institución.

 

También tendrá que prestar auxilio durante la jornada de trabajo, cuando por siniestro o riesgo inminente peligren las personas o bienes de la institución, de sus compañeros de trabajo, siempre y cuando no ponga en peligro su vida.

 

De igual forma, deberá cuidar y hacer buen uso de los útiles, instrumentos, herramientas y equipo de trabajo que les sean conferidos para la realización de sus actividades; así como proteger y resguardar la información confidencial y reservada; y asistir puntualmente a las capacitaciones programas por la institución.

 

En el documento queda prohibido ausentarse de sus labores dentro de su jornada, sin el permiso correspondiente; suspender las labores, estar en otras secciones o departamentos, y/o abandonar su lugar de trabajo sin autorización expresa de su jefe inmediato; presentarse a su centro de trabajo bajo los efectos de alguna droga o enervante y/o estado de ebriedad, así como fumar y(o consumir dentro de las instalaciones públicas, bebidas alcohólicas.

 

También se prohíbe registrar por otra persona la asistencia, ya sea de entrada o salida; utilizar los útiles, instrumentos, herramientas y equipo que se le suministren, para objeto distinto del que estén destinados.

 

Asimismo, está prohibido permitir sin la autorización correspondiente que otras personas ajenas a la dependencia ingresen a sus áreas de trabajo, así como que utilicen los instrumentos, útiles de trabajo, maquinaria, aparatos o vehículos confiados a su cuidado.

 

De igual manera, se indica que no se puede realizar dentro de su horario de trabajo, labores ajenas a las propias de su actividad o nombramiento; y tampoco aprovechar los servicios del personal en asuntos particulares ajenos a los de la dependencia.

 

Además se prohíbe hacer uso indebido de las credenciales o identificaciones, logotipo o escudo oficiales que les sean conferidos u ostentarse como funcionario sin serlo.

 

Los trabajadores estarán obligados al pago de los daños que intencionalmente o que por negligencia causen en los bienes que están al servicio de la dependencia, cuando dichos daños les fueren imputables.

 

En el mismo contexto, queda explícito que los encargados de las Unidades Administrativas deberán verificar que el personal a su cargo cumpla con las disposiciones contenidas en los lineamientos; informar a la Dirección General de Servicios Administrativos, cualquier permiso, comisión, o cualquier otra acción relacionada con el personal adscrito a su unidad administrativa; informar en un plazo no mayor a 24 horas, a la Dirección General de Servicios Administrativos, cuando un elemento presente su renuncia voluntaria; además de mantener actualizada su plantilla de personal.

 

También, tendrá que informar a la Visitaduría General, cuando el personal a su cargo incurra en una de las faltas establecidas en estos lineamientos y levantar el acta administrativa correspondiente.

 

Asimismo, informar a la citada área administrativa cuando el personal a su cargo llegue tarde a sus labores o no asista a éstos en los horarios establecidos, sin causa o justificación alguna.

 

Y deberán verificar que todo el personal a su cargo se encuentre debidamente registrado en la Dirección General de Servicios Administrativos y autorizados por el Fiscal General para realizar funciones dentro de la institución.