RESTAURARÁN MURAL DE CANCEROLOGÍA

El mural de la Pintora Soledad Tafolla Leveroni será restaurado, así lo dijo el secretario de Cultura en el Estado, Carlos Ramírez Vuelvas, quien señaló que se han sostenido pláticas con la artista para analizar las opciones en que pueda rehabilitarse.

Esto después de que erróneamente se colocara pintura sobre la obra que se encontraba ubicada en una de las salas del Centro Estatal de Cancerología de esta ciudad, por lo que dijo se está buscando la mejor opción para resarcir el daño.

Indicó que ya se han tenido pláticas con la artista y se la han planteado las posibles formas de realizar la restauración, por lo que se espera que analice las propuestas y elija la que considere sea la más adecuada.

“Hay la posibilidad de que a través del INBA un grupo de especialistas hagan la restauración del mural, estamos todos los involucrados muy dolidos por lo que pasó, el Director de Cancerología, la Presidenta del Patronato, la propia Artista y entre todos estamos tratando de buscar una solución que re dignifique la obra artística patrimonial de los colimenses para que nadie pueda tentar de esta manera con el patrimonio artístico” puntualizó.

Ramírez Vuelvas reconoció  que hay responsables “porque hay alguien que dio la orden”, sin embargo argumentó que este hecho se debió a que había una omisión de origen, aunque dijo ahora solo se busca reparar el daño moral a la misma artista.

“Tienen que ver con el procedimiento de valor patrimonial del propio mural, es una obra tangible, material, artística; tampoco estaba dentro del patrimonio del estado, no estaba inventariado dentro de los bienes patrimoniales”, puntualizó. 

 

En otro tema, Carlos Ramírez Vuelvas señaló que ya se están realizando los preparativos a través de la Secretaría de Infraestructura y Desarrollo Urbano  para que en próximos días de inicio el remozamiento en el Palacio de Gobierno.

Manifestó que esta obra tendrá una inversión de 30 millones de pesos, de los cuales el 50 por ciento será aportado por el Gobierno Federal y el resto por el Estado, recursos que ya se encuentran en el fideicomiso con el que se pagará a la empresa constructora que lleve a cabo los trabajos.

“Incluye cambio de piso, cableado, reinstalación hidráulico, un modulo de baños, la ubicación de dos galerías en la planta baja, se van a  recuperar los valores arquitectónicos originales, se quitarán las capas de pintura” explicó.

Refirió que se está trabajando muy de la mano con el INAH y con una Comisión de Seguimiento que incluye a arquitectos e historiadores que están muy observantes de todo el proyecto, lo que da seguridad como institución de que estos  trabajos no representan riesgos al edificio ni al mural ubicado en este edificio.