El Depredador (2018)

Guadalajara, Jalisco, México | Wendy Juárez

 

  • ¿Quién no ha visto Depredador en alguna de sus secuelas?

 

En 1987 fue Arnold Schwarzenegger, quien protagonizó la película que marcaría a toda una generación, tras ese éxito vinieron más filmes, como Depredador 2, Aliens vs Depredador, Depredadores, entre otras; cada una de ellas tenía un toque distinto pero al final nos mostraba el cómo intentar combatir a un furtivo monstruo alienígena.

 

En esta ocasión Shane Black, director del filme y actor secundario en la primera película de Depredador, nos muestra a unos cazadores alienígenas más letales, más inteligentes y más mortales que nunca, ya que se han mejorado genéticamente con el ADN de otras especies.

 

La historia comienza en México, un equipo de soldados van tras un narcotraficante, pero en su misión jamás esperaron ver que una nave espacial dañada, que se impactara en suelo mexicano y mucho menos que fuera un Depredador.  

 

Después de ver lucha, sangre y sudor, nos concentramos en analizar el regreso de este ser espacial a nuestro planeta y un niño autista es quien se contacta con los alienígenas y se encarga de traer a otro depredador que es aún más fuerte, letal e inteligente para que acabe con el primer depredador que resultó ser un traidor.

 

Al final el planeta tierra solamente cuenta con un grupo heterogéneo de ex soldados y una profesora de ciencias pueden evitar el fin de la raza humana.

 

El largometraje es entretenido, tiene partes cómicas que no esperas ver en un filme de acción pero que al final le dan un toque especial, sin embargo es dominguera, no tiene nuevas propuestas así que no esperemos ver algo novedoso o que no hayamos visto antes en otro filme de Depredador.